MENSAJE DEL RECTOR

Ab Bayardo Caicedo G-P01
Ab. Bayardo Caicedo Gonzáles
Rector

MENSAJES A LOS ESTUDIANTES​

  • No arruines lo que tienes delante tomando decisiones equivocadas. Si te preparas hoy, mañana tendrás una vida plena de éxitos. Existen muchas puertas que puedes abrir si haces lo necesario para alcanzarlas. No subestimes el conocimiento, pues su poder interno es vasto.
  • A lo largo de nuestra existencia, nunca dejamos de aprender. Podemos dejar atrás los años escolares e instituciones, pero siempre surge algo nuevo a descubrir. No hay visión más hermosa que ver florecer a alguien que ha nutrido su ser con las enseñanzas de maestros y que aún posee un extenso camino por recorrer.
  • No hay nada más bello que el hecho de ver, florecer, a alguien que a lo largo de su vida se ha enriquecido con las enseñanzas de los maestros y que aún tiene un gran camino por delante.
  • Vas a tener que Te enfrentarás a innumerables decisiones complicadas en la vida. La educación es una herramienta que te permitirá enfrentarlas con valor y sabiduría, así que no la subestimes.
  • Al verte, no puedo más que sentirme orgulloso, pues sé que estás en el camino hacia la realización de tus sueños. No importa lo arduo que pueda parecer el aprendizaje ahora, prométeme que nunca te rendirás.
  • Siempre quise a pesar de lo mucho que te quejabas de tus tareas, despertarás un día convertido en alguien de éxito y te dieras cuenta de lo lejos que te ha llevado tu preparación. Sé que terminara por ser así.
  • Un día, cuando mires atrás, extrañarás todos esos momentos de enseñanzas que hoy te parecen lo más gris del mundo. Pero se necesita madurar para comprender.
  • En su momento aborrecí a mis maestros y mis labores escolares. Hoy recuerdo el pasado y no puedo evitar sentirme agradecido con ellos. Y esto es algo de lo que tú también terminarás por darte cuenta un día.
  • Una de las cosas más valiosas que podemos obtener en esta vida, es contar con personas que nos enseñen. Porque la enseñanza con el tiempo conduce a descubrir lo que más amas hacer.
  • No puede haber mejor recompensa tras largos años de estudio, que el encontrarte trabajando en lo que más te apasiona y dejar una huella en el mundo a través de ello.
  • Si cometes una equivocación, no te detengas para lamentarte. Errar es parte de aprender y si no lo haces, ¿cómo crees que obtendrás experiencia? Nunca es malo equivocarse, sino el no seguir adelante.
  • Puedes terminar la escuela, pero la vida nunca deja de darte lecciones. Sobre el amor, sobre las personas, sobre la profesión que escogiste y que debes amar. Esas son las más importantes.
  • No te canses nunca de aprender, porque aquel que lo hace ha dejado de tener esperanzas. Aun con el paso de los años te darás cuenta de que hay muchas cosas que están aguardando a ser descubiertas por ti.
  • Nunca te des por vencido. En la vida habrá muchas cosas en las que vas a tropezar y situaciones en las que vas a fallar. Pero recuerda que debes seguir perseverando a pesar de todo y de todos.